Categorías
Educación Productividad Propuestas Psicología Reflexiones

Algunos consejos sobre cómo estudiar

Os voy a contar aquí algunos consejos que a mí me han servido durante mi formación académica (y que me siguen sirviendo):

  • A vista de pájaro: echa un vistazo al temario completo del curso antes de comenzar el curso y al índice del tema antes de comenzar un tema. Eso te permitirá darle el sentido adecuado a cada concepto que aprendas.
  • Adelántate: con cierta relación con el punto anterior, este punto te va a dar mucha ventaja a la hora de aprender. Consiste en al menos leer la materia antes de que te la cuenten en clase.
  • Atiende en clase: es clave. Te permitirá ahorrar muchísimo tiempo de estudio.
  • Revisión del día: el mismo día que te han contado una materia, aunque no tengas tareas específicas asignadas, revisa la materia impartida ese día.
  • Revisión de la semana: al menos una vez por semana (¿el sábado?), revisa la materia impartida durante esa semana.
  • Valora y respeta a tu profesor: está para ayudarte y lo hará encantado.
  • La principal: disfruta de este proceso de aprendizaje, sobre todo si estás en esa época de la vida en la que tu única preocupación es estudiar.
Categorías
Ciencia Educación

Consejo anti-coronavirus: si vas a recoger a alguien en coche

Si vas a recoger a alguien en coche, lleva la mascarilla desde que tú entras en el vehículo. De ese modo reducirás la posibilidad de contagio.

Categorías
Citas Crianza

Cuando tu hijo…

te busque con su mirada, míralo;
te tienda sus brazos, abrázalo;
te busque con su boca, bésalo;
te quiera hablar, escúchalo;
se sienta desamparado, ampáralo;
se sienta solo, acompáñalo;
te pida que lo dejes, déjalo;
te pida volver, compréndelo;
te pida jugar con él, juega con él;
se sienta triste, consúelalo;
esté en el esfuerzo, anímalo;
pierda toda esperanza,
aliéntalo.

Texto en postal regalada por mis padres.

Gracias por todo, papás.

Categorías
Ciencia Educación

Reduciendo el riesgo de contagio

Ahora que estamos volviendo poco a poco (bien, algunos mucho a mucho) a la normalidad, tras esta época de confinamientos y alarmas por la COVID-19, es importantísimo -ya sabéis- evitar los rebrotes.

La farmacéutica Gemma del Caño (@farmagemma: debéis seguirla en Twitter, si aún no lo hacéis) ha escrito un hilo con veinte consejos muy sencillos y muy claros para reducir el riesgo de contagio. Os lo copio aquí:

  • Preferible juntarse al aire libre que en casa.
  • Si tienes una terraza apañada, valora hacerlo allí.
  • Si no, punto 1.
  • Si tu casa es pequeña y la terraza no vale, valora el número de personas, no tenéis que quedar tooooodos juntos (os lo pongo en bandeja si quieres librarte del cuñado).
  • No te líes, normas sencillas pero efectivas, todos al entrar: lavado de manos.
  • ¿Abrazos? No es el momento. Choque con el pie, invéntate un baile o yo que sé. ¿No lo vas a cumplir? MASCARILLA, mirando a otro lado, niños a la cintura. No juntéis las caras, por dió.
  • UNA persona pone la mesa.
  • Sé egoísta, no pases la sal ni el pan.
  • Si hay niños pequeños, pon pegatinas en los vasos para que sepan cuál es el suyo.
  • VENTILACIÓN, VENTILACIÓN, VENTILACIÓN. Queda a última hora, una cena o así, que no pegue tanto el sol y se pueda abrir las ventanas.
  • ¿Imposible? Vale, no te pongas cerca del aire acondicionado.
  • ¿Personas de riesgo? Cuando terminéis de comer o beber: mascarilla, el tiempo de exposición es importante.
  • ¡NO TE TOQUES LA CARA!
  • Deja disponible gel hidroalcohólico pero vamos, el lavado de manos es bastante. Menos botes de pulsar.
  • ¿Quitarse los zapatos? Pues mira, no. Que no suban los pies a la mesa, es una cochinada. A los peques… pues sí.
  • ¿Superficies limpias? ¡Eso ya lo hacías antes!
  • Es momento de sacar las sillas plegables y mesas extensibles. Separa lo que te permita el espacio.
  • ¡NO CHILLES! ¡NO HABLES ALTO! ¡NO RISOTADAS ENCIMA DE LA MESA Y CERCA DE NADIE! Actúa como si fueras pucelano, con gracia pero mesura.
  • Si en algún momento te saltas una norma, vuelve rápido a la línea, el tiempo de riesgo es importante.
  • Sencillez, sentido común, efectividad.

Muchísimas gracias, Gemma. Y no solamente por este hilo, que incluyo también aquí:

Categorías
Citas Reflexiones

Déjate corregir

Corrige a un idiota y te odiará, corrige a un sabio y te lo agradecerá.

Warren Buffett
Categorías
Deportes Negocios Productividad

Seis consejos sencillos para salir de la crisis

  1. Haz tu trabajo lo mejor posible.
    Da igual cuál sea tu trabajo, intenta hacerlo perfectamente. Sé el mejor del mundo. Si no tienes trabajo, y quieres tenerlo, esto es igualmente aplicable: sé el mejor del mundo realizando el trabajo que pretendes.
  2. Ama la empresa a la que perteneces (si perteneces a alguna).
    Es importante que seas consciente de que tú eres parte de la empresa y que su bien es el tuyo. Este punto es válido si la empresa se lo merece. Si ha decidido contratarte, seguramente es una buena empresa.
  3. Adáptate.
    Esto vale a nivel individual: quizá tu empresa haya tenido que despedir a otra persona y tú tendrás que hacer (además del tuyo) su trabajo. O quizá te hayan despedido a ti y tienes que montar tu propio negocio. Vale también a nivel colectivo: quizá tu empresa se tiene que reinventar y sacar al mercado productos o servicios que no entraban en el plan inicial.
  4. Innova. Inventa.
    Esto es clave; nunca pienses que ya has llegado a la excelencia. Sigue mejorando. Investiga nuevos caminos. Crea.
  5. El grupo es más importante que el individuo.
    Si el grupo (departamento, empresa) al que perteneces funciona bien, será bueno para todos los componentes del grupo. Incluso aunque algún miembro salga aparentemente perjudicado con las decisiones. Esto es cierto incluso aunque seas tú el perjudicado. Esto es especialmente cierto si tú eres el jefe.
  6. Diviértete.
    Este es el punto más importante de todos. Disfruta, pásatelo bien en tu trabajo. Yo suelo decir que mi trabajo es mucho más divertido que el tiempo libre de muchas personas. Y sí, mi tiempo libre es aún más divertido que mi trabajo.

Como sabéis, estos días se ha criticado intensamente (en España) toda la atención que ha concitado la selección española de fútbol. Que yo haya disfrutado con la selección no me convierte en un insensible, y no significa que no me importe la crisis, que no me importe el incendio de Valencia o que no me importen las masacres de Siria; del mismo modo que alegrarte por un hecho trivial no implica que no te importe que miles de personas mueran de hambre cada día.

Sin embargo, como digo, se han vertido intensas y numerosas críticas estos días. Por mi parte, debo decir que estos puntos que menciono aquí los he aprendido viendo jugar a los nuestros. ;-). Gracias por enseñarnos a salir de la crisis, cracks!.