Eso no sirve para nada

Lengua nos está sirviendo para poder disfrutar de la lectura y de la escritura, permitiéndonos viajar en estos tiempos en los que tanto lo echamos de menos.

Lengua extranjera nos sirve para comunicarnos con amigos de otros países y para poder leer su prensa, conociendo de primera mano cómo evoluciona allí la enfermedad.

Ciencias Sociales nos está sirviendo para entender cómo puede afectarnos esta situación tan increíble como sociedad y cómo se vivieron situaciones similares en el pasado.

Matemáticas para entender la evolución de las curvas de enfermos, recuperados y fallecidos y para mostrarnos cómo estamos evolucionando; también para saber si los tratamientos propuestos funcionan o no.

Ciencias de la Naturaleza para encontrar la vacuna y la medicina; también para aplicarlas.

Religión para encontrar la necesaria paz y para entrar en comunión con quienes profesan la misma (al menos). También para recordarnos que hemos vivido una Cuaresma (¡Cuarentena!) y que entramos en la Semana Santa, ayudándonos a ubicarnos en el tiempo y recordándonos que todo sigue.

Valores para poder gestionar nuestra frustración, para poder transmitir nuestra alegría y nuestro ánimo a los demás; también para poder mostrar nuestra solidaridad con el resto de personas, quedándonos en casa salvo para lo exclusivamente imprescindible.

Educación Física para ayudarnos a mantenernos en forma, para poder establecer rutinas de ejercicios y mantener una vida saludable. Desde luego, también para disfrutar de partidos históricos y que nuestros pequeños puedan asombrarse con Maradonas, Butragueños, Petrovics y Sabonis.

Música para disfrutar escuchándola y componiéndola, cantándola y bailándola. En directo y vía Internet. Un festival cada día.

Plástica para expresar toda nuestra creatividad y plasmar nuestros sentimientos en un hoja de papel, en un bloque de arcilla o en cualquier manualidad; también para hacer llegar mensajes de esperanza, ilusión y alegría desde nuestras ventanas y balcones.

Tecnología para poder seguir comunicándonos con nuestros seres queridos, para poder verlos y para que nos vean. Para que nos sigamos viendo padres e hijos, abuelos y nietos, hermanos, amigos. También para poder continuar trabajando y aprendiendo.

Irene, que significa paz

Celebramos hoy la festividad de Santa Irene de Tesalónica. Esta mártir del siglo III fue asesinada -se desconoce cómo- por no renunciar a la fe cristiana.

En su honor la isla de Santorini lleva su nombre.

Y para mí, es sobre todo el nombre de nuestra preciosa, única, inteligente, cariñosa, y simpática hija Irene. Te quiero, amor. Muchas felicidades.

Para Irene :*

El médico que se inventó una epidemia

Durante la II Guerra Mundial (y en plena época de persecución de los judíos) el médico polaco Eugeniusz Sławomir Łazowski, que había descubierto que si se inyectaban bacterias de tifus muertas a un paciente, este paciente daba positivo en los análisis de tifus, sin padecer los síntomas.

Sabiendo eso, no tardó en darse cuenta de que podría crear una falsa epidemia que pudiera salvar a todos los «enfermos». Consiguió, junto con un amigo, salvar a 8.000 personas. Héroes. Héroes a los que debemos todo.

El campus con los caminos decididos por los usuarios

La construcción de los edificios de aquel moderno campus había terminado. Las aulas, los laboratorios y las demás estancias se encontraban preparadas para recibir a alumnos y profesores, ávidos de recibir y transmitir conocimiento.

Pero quedaban por decidir los caminos que iban a unir los diferentes edificios. Y los responsables concluyeron que, mucho mejor que imaginar por dónde iban a ir los usuarios, sería comprobarlo.

Así que dejaron que el césped creciera y que los alumnos, profesores, y demás miembros de la comunidad universitaria decidieran por dónde ir. Y una vez comprobado en dónde no había césped, allí hicieron los caminos.

El rapto de Proserpina, de Bernini

Proserpina (Perséfone para la mitología griega) es una niña que, mientras estaba a orillas del lago Pergusa, es raptada por Plutón (Hades). Como castigo, la madre de la niña, Ceres (Deméter), diosa de la cosecha, castiga al mundo con una terrible sequía. Tras negociaciones al más alto nivel (entre dioses, se entiende), Plutón cede y permite que la niña regrese seis meses cada año.

En la coqueta Galleria Borghese, en Roma, se puede admirar una obra de Bernini en la que nos muestra el momento del rapto. El mármol convertido en carne.

De Alvesgaspar - Trabajo propio, CC BY-SA 4.0, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=43569138
De Alvesgaspar – Trabajo propio, CC BY-SA 4.0, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=43569138
De Architas - Trabajo propio, CC BY-SA 4.0, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=70353757
De Architas – Trabajo propio, CC BY-SA 4.0, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=70353757

El origen del nombre del Cordon Bleu

Seguramente todos (o muchos) conoceréis ese rico plato llamado Cordon Bleu. Ñam. Personalmente lo descubrí gracias a mi familia política (es una de las muchas cosas que he ganado), y ayer mismo lo disfrutamos por última vez. Y de esa rica conjunción de carne, jamón y queso podemos extraer muchas cosas, pero… ¿su nombre? ¿Qué tipo de nombre es ese para un plato?

Debemos viajar al año 1578, cuando el rey Enrique III de Francia fundó la Orden de los Caballeros del Espíritu Santo. Cada uno de sus miembros portaba, orgulloso, la Cruz del Espíritu Santo, colgada de un… cordon bleu, sí. Aunque las órdenes de caballería desaparecieron con la Revolución Francesa, este nombre de Cordon Blue quedó para siempre como un sinónimo de excelencia en todos los ámbitos (me viene a la mente el tan habitual otaku de nuestros chavales de hoy en día). Y, en concreto, se utilizó para indicar excelencia en el mundo gastronómico.

En 1895 se fundó en París la escuela culinaria Le Cordon Bleu, que hoy en día tiene campus en varios países del mundo, incluyendo España. Y de ahí salió este plato tan rico del que hemos hablado hoy.

Polafías

La sección de literatura de tradición oral de la AELG (Asociación de Escritoras e Escritores en Lingua Galega) nos ofrece en su página web un tesoro valiosísimo, en forma de vídeos (y de los audios que en ellos podemos disfrutar). Recorrer esa página es encontranos con historias, leyendas, curiosidades y aprendizajes.

Os la recomiendo muchísimo, no solamente a los gallegos, pero especialmente; no solamente a los de Moaña, pero especialmente.

https://www.aelg.gal/Polafias/



El palacio de Riofrío

En las afueras de la ciudad de Segovia, además del conocidísimo palacio de La Granja, se encuentra también el palacio de Riofrío. ¿Conocéis su historia?

La esposa del rey fallecido (Felipe V), Isabel de Farnesio, había quedado relegada a la nada, y prácticamente desterrada dentro del propio reino. El rey actual no era su hijo, sino hijo de la primera esposa de Felipe. Así que ella pasó de ser reina consorte a no ser nadie. Se construyó un palacio, muy del gusto italiano, novedoso en aquella época, y que representaba un buen contraste con el palacio de La Granja. Y se le otorgó jurisdicción en aquella zona. No llegó a vivir en él, porque las circunstancias hicieron que los hijos del primer matrimonio de Felipe V fueran muriendo y que, por fin, un hijo suyo (Carlos III) pasara a ser rey de España. Así que ella pasó de no ser nadie a ser reina madre.

Un palacio lleno de encanto y de tristeza. Alfonso XII (creo que el único rey que lo utilizó) pasó allí el duelo por su fallecida esposa.

La empresa más antigua (casi) de cada país y aún activa

La web businessfinancing.co.uk ha preparado una preciosa infografía en la que podemos ver, para casi todos los países, cuál es la compañía más antigua y que todavía está en funcionamiento.

Comento algunas que me han parecido especialmente significativas:

  1. Kongo Gumi, Japón (578), la más antigua del mundo (y de Asia).
  2. Staffelter Hof Winery, Alemania (862), la más antigua de Europa.
  3. La Casa de Moneda, México (1534), la más antigua de América.
  4. Mauritius Post, Isla Mauricio (1772), la más antigua de África.
  5. Australia Post, Australia (1802), la más antigua de Oceanía.
  6. Casa de Ganaderos, España (1218), la más antigua de España.
  7. St. Peter Stifts Kulinarium, Austria (803), restaurante más antiguo de Europa (desconozco por qué no se indica como empresa más antigua de Europa).