Archivo de la categoría: Acertijos

Space Box, de Escape Welt

Pocas cosas hay tan retadoras para la mente como la resolución de acertijos -como sabéis, aquí nos encantan. Así que hemos vuelto a probar un reto que nos propone Escape Welt: si anteriormente viajamos al pasado, a la época del antiguo Egipto, para desentrañar el misterio de una pirámide, ahora nos vamos al presente o futuro cercano, a la época del espacio, en una misión contra el reloj para rescatar a un astronauta de una muerte cierta.

El sistema es tan sencillo como complejo: una caja que debemos abrir usando solamente nuestra lógica e intuición. Es un proceso de varias fases encadenadas que nos llevará a la resolución del acertijo.

Por si no somos capaces de resolver alguna de esas fases, podemos solicitar -para cada fase- varias pistas. Debo decir que en esta ocasión hemos tenido que recurrir a esta opción, y que el camino hacia la solución es lógico, imaginativo y entretenido.

Este bonito juego es un regalo que encantará a todos los amigos de las aventuras, de los acertijos y de los razonamientos inteligentes. Es también una forma original de «envolver» otro regalo, ubicando el obsequio en el compartimento en donde el astronauta espera, impaciente y nervioso, su rescate.

La leyenda de la Tragantía

Tenemos que viajar en el tiempo hasta los tiempos de Fernando III, y ubicarnos en el castillo de la Yedra, en la sierra de Cazorla.

Cuando el señor musulmán fue notificado del acercamiento de las tropas cristianas, decidió proteger a su hija, la princesa mora, y la escondió en una cueva, dejándole alimento y tapando la entrada con una losa. Nadie más sabía de aquello. El plan era, una vez hubiera pasado el peligro, liberarla.

Por desgracia, las tropas cristianas acabaron con los musulmanes, y nadie supo de la presencia de la princesa.

Una vez agotada la comida, la princesa tuvo que comer insectos y reptiles. Y se fue transformando en un ser fantástico, mitad mujer, mitad serpiente.

Cada noche de San Juan, en los pueblos cercanos al castillo, no es extraño escuchar su susurrante canción:

Yo soy la Tragantía,
hija del rey moro;
el que me oye cantar
no verá la luz del día
ni la noche de San Juan.

Representación de la Tragantía

Esta historia fue desarrollada, a partir de un acertijo de Dani y con unos maravillosos aportes de Isabel Aparicio, en https://www.facebook.com/560834429/posts/10153584148099430/?d=n

Para Isabel y para Dani :*