Feminista y nigeriano

Como supongo que muchos sabréis, en España (no solamente en España, pero hablo de lo que conozco) ha existido desde siempre la tradición de hacer fiestas con animales: cabras, pavos, gallinas, toros; sobre todo, toros. Y no solamente en el formato corrida de toros, también en los llamados encierros (en donde un toro o un grupo de toros se suelta por las calles, en una ruta que generalmente acaba en una plaza de toros). No es popular o tradicional en toda España, sino que hay zonas en donde no existe la tradición y zonas en las que está completamente arraigada.

Estamos en una época en la que, por suerte, se está comprendiendo que hacer una fiesta de la muerte y del dolor quizá no esté bien; pero también estamos en una época en la que, por desgracia, muchos valores y derechos en los que se ha avanzado están siendo cuestionados por un sector de la población.

Y, según leo, han confluido los factores negativos en una corrida de toros: la propia corrida de toros, el racismo (con un toro llamado nigeriano) y el machismo (con un toro llamado feminista).

No sé si pretendíais hacer una gracia pero, desde luego, os habéis retratado.

¿Qué significa la expresión “a portagayola“?

También lo encontraréis escrito como “a porta gayola” o “a porta gayola”. Significa enfrentarse a algo sin miedo -y prácticamente sin actitud de defenderse.

Esta expresión proviene del portugués a porta gaiola, que significa, literalmente a puerta del toril. Estamos, pues, ante una expresión taurina. El torero, antes de que el toro salga a la plaza, de planta frente a la puerta de toriles, por la cual va a salir un toro del que aún no sabe nada. Y en ocasiones el torero lo recibe de rodillas. Es un aquí-te-espero, en definitiva.