El siglo XXI llegó de repente

No consigo entender por qué no estamos preparando, poniendo medios tecnológicos para alumnos y profesores; poniendo -sobre todo- formación en teledocencia para profesores.

El curso que viene podría ser no presencial en gran parte (si no todo).

El siglo XXI nos pilló de repente en marzo, pero creo que sería muy triste que el próximo septiembre nos encontráramos con lo mismo. ¿Qué opináis?

El tema de la conciliación es importante, pero es motivo de otro debate.

El patio del Colegio de San Gregorio

El Colegio de San Gregorio, en Valladolid, alberga el Museo Nacional de Escultura, y cada una de las obras que posee son material para más de un post. No podemos, tampoco, dejar de mencionar su asombrosa portada.

Pero además de las joyas escultóricas que allí duermen y de la mencionada portada, hay un lugar que nos maravilló. Guardo en mi memoria la asombrada cara de mi esposa Clara contemplando la belleza del patio.

Es un patio de planta cuadrada y tiene dos pisos. Sus pilares helicoidales, su decoración que parece creada por ángeles y sus arcos geminados merecen la visita. Y no olvidéis deleitaros en el rostro de vuestras personas amadas cuando lo contemplen.

Para Clara.

Miguel Hermoso Cuesta

El origen de la expresión «¡A buenas horas, mangas verdes!»

Tras la guerra entre Juana la Beltraneja e Isabel la Católica para dirimir quién iba a ser la futura reina de Castilla, se creó el cuerpo de la Santa Hermandad, una especie de policía encargada de velar por el orden (según se dice, con especial ojo a quienes habían apoyado a La Beltraneja.

Su uniforme era verde. Y solían llegar… cuando ya había pasado el peligro. Poco le costó al ocurrente pueblo crear el dicho que ha llegado a nuestros días: A buenas horas, mangas verdes.

Haciendo caso a la autoridad

En esta nota que recibió la mamá del niño Alex, el profesor le indica que, cuando él (el profesor) sostuvo delante de toda la clase que 1 kilómetro medía más que 1 milla, y mientras los demás compañeros asentían sin rechistar, Alex se negó a aceptarlo, indicándole a su profesor que le “estaba mintiendo a la clase”.

El profesor indica a la madre que, aunque su hijo está en lo cierto, ha demostrado “un desprecio flagrante de la autoridad y una completa falta de respeto por la escuela”.

Me parece, ya lo sabéis, más que indignante. En relación con esto, hace ya tiempo un profesor nos preguntó si no pensábamos que había que respetar a la autoridad. Le indicamos que por supuesto: a la autoridad de la razón y del sentido común.

Alex, queridos amigos, respeta tremendamente la autoridad que merece ser respetada.

El origen de la palabra “ciudad”

Este mapa de la Amsterdam & Leiden University nos muestra la etimología de la palabra correspondiente al concepto “ciudad” en Europa.

Es una bonita experiencia recorrer el continente y revisar los diferentes matices de este concepto según cada región/lenguaje.

No llores, no sientas

La escena es muy habitual: el niño hace algo “mal” (o cuyo porqué no entendemos) y la mamá, en un intento de corregir su conducta, le obliga a salir del agua. El pequeño llora y la madre le dice que hasta que no deje de llorar no podrá volver al agua.

Varias cosas mal aquí, como podéis ver: por una parte intentamos amaestrar en lugar de educar, obligando al niño a salir del agua.

Por otro lado, e incluso peor: anulamos los sentimientos, o impedimos su manifestación. No llores, como solución para poder volver al agua.

Alabí, alabá, alabín bom-bá

Como sabréis, cuando llega un nuevo académico a la Real Academia de la Lengua Española, su discurso de entrada suele estar centrado, como es lógico, en su especialidad. Federico Corriente (recientemente fallecido [junio 2020]), arabista, nos regaló un magnífico discurso el día de su entrada.

Hoy nos centramos en la conocida expresión «alabí, alabá, alabín bom-bá», que en sus investigaciones ha encontrado equivalente (y, por tanto, con mucha seguridad procedente) de la expresión árabe alla‘ibín áyya ba‘ád alla‘íb BÓN BÁD‘, cuyo significado es «jugadores, venga ya, el juego va bien».

Qué maravilla que haya llegado hasta nosotros.

Gente que no tiene prisa, ni aun en los días de fiesta

Siempre me ha gustado esta frase de Antonio Machado porque, vista desde ahora, nos describe muy bien cómo ha cambiado nuestra sociedad: antes la gente vivía en absoluta tranquilidad… salvo en los días de fiesta, en los que había que estar con tiempo en la iglesia, tener sitio donde comer, tener comida preparada. Ahora la gente vive en absoluto estrés… salvo los días de fiesta.

Hoy, día del Carmen, festivo en Moaña (y en muchos otros sitios), me he acordado de esa frase 🙂 Feliz día y, a ser posible, sin prisas (o no, ya no sé).

Felicidades a todas las cármenes de mi vida, especialmente para mi abuela y para mi tía Carmen.

La Bella Desconocida, La Bella Reconocida

Nos vamos hoy a Tierra de Campos, a la castellana Palencia, para admirar su catedral de San Antolín.

El austero exterior de este templo gótico -sobre todo gótico, flamígero en ocasiones- contrasta con su asombroso interior en el que cada joya merece la visita: vidrieras, retablos, puertas, esculturas, pinturas, rejas; obras realizadas en muchas ocasiones por los mejores artistas del momento.

Se ha puesto en marcha un necesario proyecto llamado La Bella Reconocida, jugando con el acertadísimo nombre con el que se conoce a esta catedral: La Bella Desconocida.