El libro de los hechizos

Ayer por la noche -estaba claro que el día tenía que llegar, tarde o temprano- los niños encontraron el libro de los hechizos. Clara y yo nos miramos con un gesto de pavor e incredulidad, que dio paso a una asimilación serena de lo que estaba aconteciendo. Al fin y al cabo, no éramos nosotros mucho mayores cuando pasamos por ese trance. Lógicamente, cuando nuestro corazón se fue calmando, explicamos a los niños qué significaba aquello y qué cosas iban a cambiar a partir de ahora.

Poco sabíamos ninguno que íbamos a comenzar a usar el libro a las pocas horas de ser descubierto por nuestros hijos. No lo sabía yo, no lo sabía Clara, no lo sabían los niños. Como tampoco lo sabía el jardinero que comenzó a cortar el césped ruidosamente esta mañana a las siete. Y os aseguro que sus miradas de súplica desde dentro del bote de mermelada no me van a hacer claudicar.

Canción desesperada

Es tan magnífica la obra en prosa de Cervantes que su poesía ha quedado en un plano muy secundario, incluso aunque esa poesía forme parte de su obra cumbre. Por ese motivo -y por mi culpa, por supuesto- nunca había prestado especial atención a esta vertiente cervantina hasta que tuve la dicha de que Clara me regalara, hace ya unos cuantos años, un disco del que ya hemos hablado en este blog: Nunca fuera caballero. Disco del grupo Espliego, que ha llevado a cabo la labor de poner música a algunos de los bellos poemas que aparecen en El Quijote.

Quiero hoy presentaros un poema delicioso, un poema que Cervantes pone en boca de un cabrero, Antonio. Por favor, fijaos en lo perfecto de su letra, en la belleza de su música y en la sensibilidad interpretativa de José Ignacio Cordero. Disfrutadla.

El fútbol infantil… y sus papás

La barbarie sólo es culpa de los bárbaros, y en ese partido de infantiles se juntaron varios. Pero el fútbol tiene unas reglas sabias y un árbitro que tutela por ellas. Claro que el fútbol ha cometido errores, el peor de ellos dar lugar a que en muchos campos se concentre en una zona del fondo lo peor de la ciudad para intercambiar ocurrencias. Un ensayo antropológico aberrante que se intenta corregir.

Origen: La barbarie sólo es culpa de los bárbaros – AS.com

Una terrible pelea en un partido de infantiles. Pelea no entre los niños, sino entre los padres. Esto me hizo recordar una incómoda situación que vivimos hace unos meses. Tras una temporada entera de fútbol de niños, en la que todos nos divertimos, animamos, aplaudíamos los goles propios y los del contrario, llegamos a la última jornada. Y cuando llegamos al pabellón, todavía no había terminado el partido anterior, que era entre niños aún menores que Dani (que tenía siete años). Nos quedamos estupefactos ante la actitud de los padres: parecía que estaban jugándose la final de la Champions League, y solamente era la final de un campeonato de niños muy pequeños. Para colmo de bienes -o de males- era una final entre dos equipos del mismo colegio.

Y de aquí nació una reflexión posterior, relacionada con el rendimiento deportivo: ¿tiene beneficios el exceso de agresividad? Es decir, ¿salen beneficiados -deportivamente- los agresivos?

Y no estoy seguro, pero juraría que no vimos aplaudir los goles del contrario. Y en defensa de aquellos aficionados, debo decir que tampoco oímos insultos: era sobre todo un ánimo y apoyo terriblemente encendidos. Lo que nos chocó era el enorme contraste con lo que habíamos vivido nosotros durante toda la temporada.

Domingo Fontán, el arquitecto de Galicia

O humanista galego comezou en 1817, hai agora 200 anos, un titánico traballo que se plasmou nun mapa científico extraordinariamente preciso

Origen: Domingo Fontán, o descoñecido arquitecto de Galicia – GCiencia

Un trabajo agotador y pionero, adelantándose en un siglo al resto de España. Domingo Fontán registró los accidentes geográficos de Galicia y más de 10.000 aldeas.

Siempre que me encuentro con estos casos me vienen a la mente aquellos ilustrados, verdaderos héroes del saber, a los que tan difícil se lo pusimos y a los que tantísimo debemos.

No, los dictadores no surgen del cariño

Últimamente estoy leyendo demasiados argumentos apoyando la teoría de que “de padres consentidores nacen hijos tiranos”. Obviamente, yo no estoy en las vidas de todas las familias, pero no conozco a nadie, absolutamente a nadie, que le consienta todo a sus hijos. Para bien o para mal, todos tenemos que decir “no” decenas de veces cada día. Esos noes, por supuesto, deben estar argumentados (por el bien de los hijos, por el bien de los padres, y por el bien de la relación a corto y -sobre todo- a largo plazo). Y me duelen especialmente, porque he oído argumentos de ese estilo al juez Emilio Calatayud, persona a la que admiro y que en muchísimos casos ha demostrado un gran sentido común. También a Pedro García Aguado (Hermano mayor), que se enfrenta a situaciones tremendamente complicadas.

No sé cuáles son los casos de esos “padres consentidores”, de los cuales nacen hijos tiranos. Lo que sí sé es que de padres violentos surgen almas completamente dañadas:

Hitler dijo que, de niño, era azotado a menudo por su padre. Años más tarde le dijo a su secretaria: «Entonces tomé la decisión de no llorar nunca más cuando mi padre me azotaba. Unos pocos días después tuve la oportunidad de poner a prueba mi voluntad. Mi madre, asustada, se escondió en frente de la puerta. En cuanto a mí, conté silenciosamente los golpes del palo que azotaba mi trasero».

El comportamiento de su padre en casa fue autoritario, rayando la violencia, siempre malhumorado, no admitía que se le contradijese, y los cuatro hermanos —Francisco [Franco] en menor medida, dado su carácter retraído y apocado— sufrieron lo que hoy se consideraría malos tratos.

No tengo nada más que añadir, Señoría.

(Las citas las he tomado de la Wikipedia)

Campaña de micromecenazgo contra el cáncer

La biopsia líquida es una técnica que nos permite conocer el estado de un tumor a partir de una sencilla extracción de sangre. Poder obtener esa información de forma tan sencilla (y no mediante una biopsia tradicional, por ejemplo), ofrece la gran ventaja de tener un seguimiento muy certero -y personalizado- de la evolución del tumor (por ejemplo, haciendo un análisis de sangre cada pocos días), pudiendo tener un margen para realizar un cambio de medicamento (cada tumor es único).

El Grupo de Oncología Médica Traslacional del Instituto de Investigación Sanitaria de Santiago de Compostela (IDIS) (bajo la dirección de Dr. Rafael López López) es un grupo multidisciplinar formado por investigadores básicos y clínicos. El grupo centra su investigación en uno de los mayores retos actuales en oncología, las metástasis, abarcando desde la invasión tumoral local a la diseminación metastásica. El objetivo último del grupo es llevar a cabo una investigación desde y para el paciente. Este grupo lleva trabajando en investigación de biopsia líquida unos siete años; muy recientemente ha comenzado a hacerlo con uso clínico (en colon). La técnica de la biopsia líquida se encuentra en fase de investigación para la mayoría de tipos de cáncer y, aunque por el momento no sustituye a la biopsia tradicional, en el caso de pacientes con metástasis es mucho más útil para monitorizar la enfermedad.

Para poder avanzar con la mencionada técnica de la Biopsia Líquida, este grupo ha puesto en marcha una campaña de micromecenazgo, y necesitan reunir 500.000 euros. Si quieres colaborar, puedes hacerlo desde esta página.

Bonus 1: una explicación sobre la biopsia líquida:

Disclaimer (y bonus2): en el grupo está mi querida prima la Dra. Clotilde Costa. ¡Un biquiño y felicidades por tu trabajo! :*

Pixar nos enseña a contar historias

There are few organizations in the world that can claim more expertise when it comes to storytelling than Pixar. The Disney-owned animation studio is known..

Origen: Pixar offers free online lessons in storytelling via Khan Academy | TechCrunch

Efectivamente, Pixar sabe cómo contar historias. Y nos lo cuenta, de forma gratuita, a través de Khan Academy. Una oportunidad más de las innumerables que Internet nos ofrece para aumentar nuestros conocimientos.

El muro de México a vista de dron

Lo primero que pensó Jonathan Lee, profesor en la ciudad de Tecate, cuando escuchó que Trump quería construir un muro fue: ¿será más grueso? ¿estará electrificado? ¿tendrá dos pisos?. Porque él, cada día al abrir los ojos, lo primero que ve es la placa metálica, ocre y oxidada que levantó Bill Clinton en 1994 a 20 metros de su cama.

Origen: Fotos: El muro de México a vista de dron | Internacional | EL PAÍS

Siempre que aparece un tema relacionado con fronteras me viene a la mente las preciosas y certeras palabras de Carl Sagan sobre ese “punto azul pálido” que es el planeta Tierra, colgado en el infinito.

El rato de paseo

Los habéis visto. Los domingos por la tarde inundan nuestros paseos con su andar lento y -aparentemente- relajado. Bromean (o lo intentan), pierden su mirada en el infinito, hablan de sus próximas (aunque lejanas) vacaciones y de sus problemas en el trabajo, del alto sueldo que merecen y del pequeño que disfrutan. Salen, como digo, en manada. Quienes tienen niños de ciertas edades juguetean con ellos, los observan mientras pedalean o patinan, disputan pequeños partidos con los pequeños, conversan mientras se suben en los columpios.

Y yo no puedo no pensar en los ratos de paseo en el patio de las cárceles. Y me pregunto si somos tan libres como nos cuentan.