Carcassonne, de Devir Iberia

El post de hoy está dedicado a este juego mítico, Carcassonne. Además, es el juego por el que conocimos a Devir Iberia.

Es un juego, como podréis suponer por ese nombre que nos lleva a esa maravillosa ciudad occitana, ambientado en la Edad Media. Fue un juego ideado por Klaus-Jürgen Wrede y publicado en el año 2000. Se ha convertido en un juego de referencia y de culto.

Es un juego para un número de jugadores entre 2 y 5 y consiste en ir colocando -una en cada turno de cada jugador- fichas que van conformando un paisaje: sus ciudades, sus campos, sus iglesias, su caminos, sus ríos (hay extensiones que nos ofrecen más opciones). Sobre esas ubicaciones se pueden ir colocando las piezas que representan a los personajes. Cuando una ciudad cierra su muralla o un camino se completa, los jugadores correspondientes van ganando puntos.

Un entretenimiento genial para jugar en familia, más aún en estos días tan complicados. ¡Mucho ánimo a todos, amigos!