¿Fue gol?

No es la primera vez que pasa algo parecido en una tanda de penalties: el delantero tira, el portero (o el poste) para el balón… y, por un raro efecto, el balón, tras alejarse de la portería, vuelve a ella mansamente. Sólo es válido si nadie (además del portero) ha vuelto a tocar el balón tras el disparo. Así que, vosotros mismos, juzgad si este primer penalti de la tanda de penalties de la semifinal del Mundial fue o no fue gol:

El penalti 🙂