Volviendo a las raíces

Cuando, en 1982, el papa Juan Pablo II visitó la catedral de Santiago de Compostela, pronunció las siguientes frases.

Yo, obispo de Roma y pastor de la Iglesia Universal, desde Santiago te lanzo, vieja Europa, un grito lleno de amor: Vuelve a encontrarte. Sé tú misma.

Y la esencia de Europa es -debe ser- la comunicación y comprensión entre los diferentes pueblos. Tenemos mucho que mejorar. Tras ver al papa Francisco lavando los pies en un centro de refugiados, creo que podemos seguir teniendo esperanza; Europa tiene que reencontrarse consigo misma y volver a sus raíces.

10.000 niños refugiados desaparecidos

Informa la Europol que -al menos- 10.000 niños refugiados se pierden nada más entrar en Europa. Algunos se van con familiares. Pero otros -¿la mayoría?- son captados por redes de tráfico de personas. Al parecer, la mayoría de estos casos se producen en Italia. 

Estremecedor.