¿Cómo reaccionamos ante una buena noticia de nuestra pareja?

Hay cuatro formas con las que un miembro de la pareja reacciona ante una buena noticia del otro miembro:

“He conseguido trabajo!”

Forma pasiva-destructiva: “No te vas a creer lo que me pasó ayer! Gané una camiseta en un concurso!”

Forma pasiva-constructiva: “Ajá, estupendo” (y sigue enredando con su teléfono)

Forma activa-destructiva: “Bufff… ¿y ahora, cómo hacemos con los niños? ¿Dónde dices que está? ¡Te va a costar una hora llegar! Y con lo que te pagan, es que ni te merece la pena!”

Forma activa-constructiva: “Maravilloso, cariño! Qué bieeen!!! Encima de lo que te gusta! Y por los niños no te preocupes; yo saldré dos horas antes; madrugo una gota y ya lo compenso! Qué alegría más grande; vámonos a cenar fuera!”

¿De qué forma suele reaccionar tu pareja? Y -lo que es más importante- ¿de qué forma sueles reaccionar tú?