Concierto de Navidad, Amancio Prada

Amancio Prada es la forma más placentera (de todas las formas llenas de placer que hay) de acercarse a las cumbres de nuestra poesía. El pasado martes 19 [Diciembre 2017] tuvo lugar este concierto que RTVE emitió unos días después. Lo comparto con vosotros para que lo disfrutéis una y mil veces. Echo de menos, por supuesto, que no aparezcan los comentarios de Amancio, esos comentarios siempre tan bellos que no se sabe si son el marco para la música que vendrá después o si es la música el marco a las palabras de Amancio.

Por supuesto todas las obras son bellísimas, pero si tuviera que elegir una, me quedo con el Cántico Espiritual de San Juan de la Cruz, que me ha transportado a aquella grabación de hace ya casi treinta años en la incomparable iglesia mozárabe de San Miguel de Escalada (Gradefes, León). Una grabación que ha acompañado muchas de mis tardes de estudio y lectura.

Misterio

Esta fotografía forma parte de un reto que me ha propuesto mi admirado Manuel Prieto. Una fotografía en blanco y negro cada día, durante siete días seguidos. Sin personas. Sin explicaciones. De mi vida cotidiana. Aquí está la séptima. 7/7.

Misterio

No han sido siete días seguidos, pero me ha encantado hacerlo.

¡Muchas gracias, Manuel!

Exin Castillos, New Generation

No me cuesta ningún esfuerzo. Cierro los ojos, retrocedo cuatro décadas en el tiempo, y me veo jugando con el Exin Castillos. Construyendo -pidiendo ayuda a papás si alguna pieza está muy dura- e imaginándome mil aventuras en aquellos mundos medievales. Las almenas, los muros, los tejados, la bruja -qué miedo-, el foso, las puertas. Estoy seguro de que quienes hemos jugado al Exin Castillos vemos de forma diferente esa época de la historia y que percibimos diferentes sensaciones cuando tenemos la suerte de visitar un castillo.

Así que podéis imaginar mi ilusión y emoción cuando me enteré de que Exin Castillos New Generation ha asumido la ardua tarea de retomar aquellos juegos y aquellas sensaciones para que ahora nuestros niños (ejem, también los papás) disfruten con lo que nosotros disfrutamos. Esta empresa se dedica tanto a crear nuevas piezas como a vender piezas antiguas, de segunda mano (todo ello perfectamente explicado en su web y en su sistema de compra). Os invitamos a echarle un vistazo. Veréis que se pueden comprar tanto piezas sueltas (puentes levadizos, ladrillos, rosetones, portadas) como un pack que han bautizado como “Exin Castillos NG I”, primer castillo de una saga que puede ser de ensueño.

Exin Castillos NG I

Hemos decidido sortear, en Facebook, este pack. Un “Exin Castillos NG I” (¡gracias, Exin Castillos NG!) que sortearemos entre nuestros seguidores en Facebook que cumplan las siguientes condiciones:

  • Ser seguidor en Facebook de Exin Castillos NG.
  • Ser seguidor en Facebook de El Cartapacio de Gollum.
  • Comentar este status en el que hablamos del Exin Castillos New Generation.
  • Poder recibir el regalo en una dirección de España peninsular (bien siguen sabiendo los dioses cuánto lamento esta restricción) o, si no es así, hacerse cargo de los gastos de transporte, aduanas o cualquier otro que pueda surgir en relación con el envío.
  • Participar antes del 5 de enero de 2018, incluido (fecha de España Peninsular).

Algunos enlaces interesantes, para ir abriendo boca:

El respaldo

Esta fotografía forma parte de un reto que me ha propuesto mi admirado Manuel Prieto. Una fotografía en blanco y negro cada día, durante siete días seguidos. Sin personas. Sin explicaciones. De mi vida cotidiana. Aquí está la sexta. 6/7.

El respaldo

Superhéroe emergiendo

Esta fotografía forma parte de un reto que me ha propuesto mi admirado Manuel Prieto. Una fotografía en blanco y negro cada día, durante siete días seguidos. Sin personas. Sin explicaciones. De mi vida cotidiana. Aquí está la quinta. 5/7.

Superhéroe emergiendo

Instrucciones a mis hijos

Hoy quiero compartir con vosotros este precioso poema de Magdalena Sánchez Blesa, que he descubierto gracias a Bárbara (¡gracias!)

Instrucciones a mis hijos

Jamás un conato de daros la vuelta.
Jamás una huida, por muchos que sean.
Jamás ningún miedo, y si acaso os diera,
Jamás os lo noten, que no se den cuenta.
Jamás un “me rindo”, si no tenéis fuerzas.

Aunque fuese a gatas, llegad a la meta.
Que nadie os acuse -¡miradme a la cara!-
que nadie os acuse de dejar a medias un sueño imposible.
(Si es que los hubiera)
Yo no los conozco,
y mira que llevo yo sueños a cuestas.

Jamás, y os lo digo como una sentencia, -¡miradme a la cara!-
jamás en la vida paséis por el lado de cualquier persona sin una sonrisa.
No hay nadie en el mundo que no la merezca.
Hacedle la vida más fácil, ¡miradme!
A cada ser vivo que habite la tierra.

Jamás se os olvide que en el mundo hay guerra
por pasar de largo sin gloria ni pena delante de un hombre
y no preguntarnos qué sueño le inquieta,
qué historia le empuja,
qué pena lo envuelve,
qué miedo le para,
qué madre lo tuvo,
qué abrazo le falta,
qué rabia le ronda,
qué envidia lo apresa…

Jamás, y lo digo faltándome fuerzas,
si el mundo se para,
os quedéis sentados viendo la manera de que otro lo empuje.
Remangaos el alma,
sed palanca y rueda.
Tirad de la vida vuestra y de quien sea,
que os falte camino,

perded la pelea contra los enanos
no sed los primeros.
Que os ganen los hombres que no tienen piernas.
No sabedlo todo,
dejad que contesten los que menos sepan.

Las manos bien grandes,
las puertas abiertas,
anchos los abrazos, fuera las fronteras
hablad un idioma claro, que se entienda.

Si estrecháis la mano, hacedlo con fuerza
mirando a los ojos,
dejando una huella.
Prestad vuestra vida,
regaladla entera.
Que a nadie le falte ni una gota de ella.

¡Cantad!
Que cantando la vida es más bella.
Y jamás, -os hablo desde donde nazca
el último soplo de vida que tenga-
jamás una huida,
por muchos que sean…

Para Dani, en el día tan bonito que es hoy. Aunque, por supuesto, no me importa que a veces tenga miedo.

Koimeterion

Esta fotografía forma parte de un reto que me ha propuesto mi admirado Manuel Prieto. Una fotografía en blanco y negro cada día, durante siete días seguidos. Sin personas. Sin explicaciones. De mi vida cotidiana. Aquí está la cuarta. 4/7.

Koimeterion

La batalla

Esta fotografía forma parte de un reto que me ha propuesto mi admirado Manuel Prieto. Una fotografía en blanco y negro cada día, durante siete días seguidos. Sin personas. Sin explicaciones. De mi vida cotidiana. Aquí está la tercera. 3/7.

La batalla

Cae la tarde

Esta fotografía forma parte de un reto que me ha propuesto mi admirado Manuel Prieto. Una fotografía en blanco y negro cada día, durante siete días seguidos. Sin personas. Sin explicaciones. De mi vida cotidiana. Aquí está la segunda. 2/7.

Cae la tarde

El escritorio

Esta fotografía forma parte de un reto que me ha propuesto mi admirado Manuel Prieto. Una fotografía en blanco y negro cada día, durante siete días seguidos. Sin personas. Sin explicaciones. De mi vida cotidiana. Aquí está la primera. 1/7.

El escritorio