El origen de la palabra «misiva»

No es tan espectacular como otras (saludos, busilis), pero nos sirve para recordar la importancia que el latín tiene en nuestra lengua: la palabra misiva viene del latín missus, participio pasivo del verbo mittĕre, que significa «enviar».

Así pues, una traducción directa sería «aquello que es enviado».

Hoy un ministro, un candidato a presidencia de una comunidad autónoma y la directora de la Guardia Civil han recibido sendas misivas con amenazas de muerte. Sirva este humilde post para manifestarles mi apoyo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.